910 480 000

Noticias

Mantente al día de las novedades de nuestro sector

Cómo se financia una startup

16.11.2019

Es posible que te encuentres en pleno desarrollo empresarial de tu idea o que ya lo hayas hecho, pero no sepas cómo obtener los recursos económicos para sacarla adelante. Por eso, queremos que conozcas cuáles son las formas de financiación de startups más comunes y que te permitirán llevar a cabo tus sueños.

Es importante tener en cuenta que llamamos startup a todas esas ideas de negocio que están desarrollándose por sus creadores y que por diversos motivos no se han podido realizar. Lo cual se ha producido ya que, con el auge de internet los recursos para crear una empresa hacen que sea muy sencillo. Sin embargo, es en la parte económica en la que es más complicado conseguir el objetivo.

FINANCIAMIENTO PARA STARTUPS

Para que entiendas la importancia de cada uno de los métodos de financiación de startups vamos a ordenarlos de menor a mayor riesgo. Por ello, es obvio que la primera forma de financiación pasa por los ahorros conseguidos por parte del promotor o promotores de la idea de negocio. Es normal que si verdaderamente crees en tu idea debas ser el primero y invertir en ella.  Y pasar cierto tiempo guardando parte de tu sueldo para conseguir cierta cantidad de dinero. Puede ser una buena forma de empezar hasta que tengas que dedicar por completo tu tiempo.

Otra de las formas de financiación de startups más usadas sobre todo en los últimos tiempos son las plataformas de crowfunding. El éxito en la obtención de fondos mediante este método radica en cómo des a conocer tu negocio. Normalmente se usan videos que explican el proyecto y los inversores que son gente de a pie, deciden aportar una cantidad de dinero, cuyo precio ha sido establecido previamente por el promotor. A cambio deberás ofrecer recompensas que no tienen por qué ser cuantiosas, sino más bien simbólicas.

Otro de los tipos de financiación para el que te debes preparar de forma más profesional, es para trabajar con una incubadora de empresas. Decimos eso porque para conseguir que otra empresa decida impulsar tu proyecto, debes presentar un plan de negocio detallado y pasar a un proceso de selección en el que serán elegidos aquellos que tengan mayor potencial de crecimiento.

Los trueques o intercambios también son una de las formas de financiación de startups más comunes. Entre profesionales y empresas esto puede consistir en ceder beneficios por parte de la empresa a un profesional que aporte sus conocimientos sobre un determinado aspecto.

FORMAS DE FINANCIAR UNA STARTUP

Finalmente, los siguientes tipos de financiación de empresas tienen que ver con las diferentes figuras que pueden aportar los recursos económicos. Una de ellas es la del inversor privado o más conocido como ‘Business Angels’ para el que es recomendable que el negocio ya esté en marcha y generando beneficios. Y es que de los generados en el futuro deberás dar la aportación recibida al inversor. Por su parte, también puedes beneficiarte de las ayudas y subvenciones ofrecidas para emprendedores tanto por parte de las instituciones públicas de tu provincia o localidad como por el gobierno central. Para finalizar el método de financiación de empresas com mayor riesgo es recurrir a la banca mediante los créditos. En este caso, necesitarás un plan de negocio mucho más elaborado y minucioso que en los casos anteriores y un aval para garantizar el pago de la deuda.

En cualquier caso, gracias a la tecnología podrás contar de una inmensa gama de herramientas que harán que tu inversión no tenga por qué ser más alta. Como, por ejemplo, ocurre con la centralita virtual con la que tu negocio tendrá una completa y desarrollada herramienta para las comunicaciones y campañas telefónicas.